Hiperapego y Ansiedad por Separación

La pandemia nos ha traído cambios en nuestros hábitos de vida que están influyendo mucho en nuestros animales y en su comportamiento.

El aumento de tiempo que pasamos en casa, bien por no realizar actividades que antes hacíamos o bien porque teletrabajamos está provocando en muchos casos la aparición de 2 problemas de gestión emocional que son cada vez más frecuentes.

______________________________________________________________________________________

 Estamos hablando del hiperapego y la ansiedad por separación.

______________________________________________________________________________________

Es muy fácil confundir estos 2 problemas que, si bien son similares, no son iguales ni se tratan de la misma forma pero sí pueden estar relacionadas en algunos casos.

En este post vamos a darte una pequeña guía para que puedas identificar si tu Súper Perro puede estar teniendo o empezando a tener alguno de ellos y que puedas buscar ayuda para que la situación no vaya a mayores.

Antes de todo, tenemos que tener claro que sea cual sea nuestra situación personal tenemos que obligarnos a gestionar este tema con nuestros perros desde el momento que llegan a casa. Ellos tienen que aprender a gestionar el momento de quedarse solos en casa. Es muy importante que consigamos que se queden tranquilos cuando nos vamos de casa, por su equilibrio emocional.

Hay distintas alertas que te harán darte cuenta de que tu perro puede estar presentando uno de estos problemas. Hay que tener siempre presente que estas situaciones deben darse EN NUESTRA PROPIA CASA. Si el perro las presenta en ambientes donde no está establecido todavía no son indicativos claros de estos problemas. Especialmente, si el perro acaba de llegar a nuestra vida habrá que darle tiempo para establecerse, siguiendo los consejos de adaptación iniciales antes de poder establecer si tiene o no un problema.

Alertas!

  • Nos persiguen permanentemente por el interior de la vivienda. Sin importar que estuviera entretenido o descansando, si nos ve movernos automáticamente quiere seguirnos.
  • Se quedan llorando, aullando, ladrando, etc… cuando no nos tienen a la vista, accesibles o nos vamos de casa sin ellos.
  • Si están sin nosotros, destrozan cosas de casa, sobretodo cercanas a las puertas, las arañan, aparecen objetos destruidos con saña.
  • Se hacen pis o caca en casa cuando son perros que controlan esfínteres y tienen sus necesidades cubiertas.
  • Al volver nosotros, están muy excitados: jadean, dan saltos descontrolados, nos ladran, etc…

Consejos

  • Mejor PREVENIR que curar. Si aplicas los consejos para tratarlo antes de que el problema aparezca estarás ayudando a evitar que se produzca.
  • Asegúrate siempre de que las necesidades básicas de tu perro (comida, actividad, estimulación) están realmente cubiertas en su justa medida.
  • Establecer en base a sus preferencias cuál es su sitio de confort y que el perro lo asocie a su lugar de descanso, de calma. Es aconsejable que desde este sitio puedan ver la puerta. Podemos enseñarle la orden “a tu sitio” para que asocie esas palabras con ese lugar en concreto y que nos pueda esperar ahí si nos movemos por la casa.
  • Los perros son animales muy rutinarios. Si cambias sus costumbres de repente tienes que poder prever que pueden darse situaciones que les estresen. Anticípate y preséntales las situaciones nuevas poco a poco.
  • Detectar cuándo empieza a ponerse nervioso antes de las salidas (cuando cogemos el bolso, ponemos zapatillas, cogemos las llaves, lavamos las manos…). Realizar esas acciones a lo largo del día, no sólo cuando salimos de casa, para que no las asocie con el hecho de que se va a quedar solo y anticipe su estado de ansiedad.
  • Las salidas siempre tendrán que ser progresivas en cuanto a los minutos que se quedan solos. No quieras correr y hacerlo rápido.
  • Al llegar a casa, saludar SIEMPRE desde la calma. No es necesario ignorar al perro cuando llegas si su estado emocional es equilibrado y sano para él.
  • Antes de dejarle solo puedes realizar juegos relajantes o que le hagan “cansarse mentalmente”. Juegos de olfato, paseos de calidad con correa, doga, etc…. No es nada aconsejable hacer actividades que les exciten si tienes pensado irte mucho rato: lanzamientos de pelotas, palos, carreras sin control, etc.
  • En muchos casos el uso del transportín o la jaula de viaje como lugar de descanso es muy aconsejable. Siempre hay que positivizar su uso, recordando que será el lugar de descanso seguro del perro no un lugar donde encerrarle para que no rompa cosas.

Si crees que tu perro tiene este problema, lo más recomendable siempre es contactar con un EDUCADOR.

Cuanto antes trabajemos el problema, antes lo solucionamos. Si dejamos pasar el tiempo, las conductas se afianzan y es más difícil revertirlas.

________________________________________________________________________________________________

Recuerda, lo más importante es conseguir su equilibrio emocional.

________________________________________________________________________________________________

Centro de preferencias de privacidad

Cookies Necesarias

Como se utilizan

Se usan para saber si ya aceptaste nuestras políticas y para servir más rápidos los contenidos.

Cookies de terceros

Estas cookies se utilizan unicamente durante el tiempo de navegacion por la web.

Usamos cookies de terceros en las que se almacenan externamente para conocer tus usos de navegación, si ya estás suscrito al boletín y los elementos compartidos en redes sociales: Newsletters: https://www.mailerlite.com/ Hosting y optimización: https://www.siteground.es/ Plataforma: https://es.wordpress.com Diseño Gráfico, Plantilla: https://www.elegantthemes.com

Analytics

Se utilizan para poder conocer los equipos, localizaciones y software que se utiliza cuando se conecta a la web.

Cookies utilizadas: https://analytics.google.com/

Other

Pin It on Pinterest

Share This